Anuncios

Antioxidantes Kamikazes

El oxígeno es imperativo para toda vida. El cuerpo humano, lo precisa en cada una de sus células cada minuto, segundo, centésima… pero este cáliz de vida también tiene un lado más oscuro: como si de nuestra “kryptonita” se tratara, el oxígeno nos permite la vida, pero también nos la quita.

“Todos los seres vivos que utilizan O2 para la liberación de energía generan Radicales libres”

El oxígeno es un elemento altamente reactivo con una gran capacidad de oxidación. Y, como mencionaba en el artículo anterior, la oxidación “descontrolada” nos conlleva a un envejecimiento prematuro, a padecer enfermedades degenerativas, etc.

Entonces entran en juego los Antioxidantes…

stockvault-smoky186955_opt

Los Antioxidantes son químicos capaces de evitar o minimizar la oxidación “desactivando” radicales libres y lo consiguen mediante su propia oxidación. (un eficaz “ataque suicida” en el que acaban convirtiéndose en radicales libres débiles no tóxicos)

(También te puede interesar: Oxidación y Radicales libres. ¿Qué son?)

A pesar de que la vida biológica de los radicales es ínfima (microsegundos) en nuestro cuerpo se están originando constantemente: algunos a raíz de procesos naturales del propio organismo y en otros casos, son generados masivamente por agentes externos a los que estamos expuestos.

De este modo, se producen radicales libres con:

  • Respiración normal u acelerada (práctica de ejercicio físico intenso)
  • Digestión (catabolismo)
  • Exceso de aditivos
  • Aportación alimentaria excesiva
  • Desintoxicación hepática
  • Estrés crónico o agudo
  • Enfermedad (infección, inflamación, alergia..)
  • Medicamentos antiinflamatorios, antibióticos y antisépticos.
  • Exposición a rayos UV (solares) o contaminación ambiental
  • Tabaquismo, alcoholismo..

Evidentemente, la cantidad de radicales que se generan en procesos metabólicos normales es muy inferior y “manejable” por nuestro sistema de defensa, que con una serie de antioxidantes endógenos (propios del organismo) los mantiene a raya sin problemas.

Son antioxidantes endógenos:

  • Glutatión- Coenzima Q
  • Ácido tiótico
  • Superóxidodismutasa (Cobre, manganeso, zinc)
  • Manganeso
  • Catalasa (Hierro)
  • Glutatiónperoxidasa (Selenio)

*** Cobre, zinc, selenio, magnesio y hierro (oligoelementos esenciales para la formación de enzimas antioxidantes)

Ahora bien, el problema viene ante la enorme cantidad de ataques que pueden sucederse por el contacto/exposición de agentes tóxicos externos. Nuestras defensas pueden verse sobrepasadas por estrés oxidativo y resultar ineficaces para defendernos.

stockvault-irish-rapture-brigade206104_opt

Cuando eso sucede, precisamos ayuda de antioxidantes exógenos (obtenidos a través de la dieta) -sobretodo frutas y verduras-

Son antioxidantes exógenos:

  • Vitamina E
  • Vitamina C
  • Betacaroteno
  • Flavonoides
  • Licopeno

Nuestro sistema de defensa antioxidante (enzimas y proteínas) que se completa con otros antioxidantes de fuente externa (vitaminas, minerales, flavonoides..) neutralizan, estabilizan o eliminan los radicales libres con un único objetivo: minimizar los daños.

 

(Sigue leyendo: Los 4 Antioxidantes principales)

Alimentación y Nutrición

Eli Rodríguez View All →

¡Hola! Soy Elizabeth Rodríguez, Terapeuta Nutricional, Dietista y apasionada de la Epigenética.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: